Cómo limpiar el coche para dejarlo como nuevo: productos para no dañar la pintura ni rayarlo con la bayeta

2022-07-02 08:49:35 By : Dolor Joy

La pintura y la carrocería de un vehículo son dos de los aspectos que más pueden influir en la estética de un coche: en un primer vistazo, un coche limpio y con el color en buen estado pasa antes por nuevo que uno sucio y descuidado. Pero, aunque parezca que solo con lavar el coche ya es suficiente para mantener en buen estado la pintura, es necesario llevar a cabo la limpieza y el mantenimiento con mucho más cuidado.

Los productos y los utensilios que se utilicen para limpiar el coche pueden dañar y rayar la pintura. Por esa misma razón, es importante equiparse con limpiadores de alta calidad y con los materiales adecuados para evitar desperfectos durante el proceso de lavado.

A la hora de cuidar la pintura, siempre es mejor lavar el coche a mano o en las estaciones de limpieza con chorros a presión antes que meter el vehículo en los túneles de autolavado con rodillos, a que estos pueden estar desgastados y rayar la carrocería. 

Cuando se empiece a limpiar al coche a mano, lo mejor es utilizar un producto que reblandezca la suciedad más incrustada (como los excrementos de pájaro que, además, son corrosivos) y retirarla con sumo cuidado, nunca rascando. Estos productos nunca deben ser abrasivos ni corrosivos. Después, habrá que aplicar el champú más idóneo para el coche (en tiendas especializadas o por internet se pueden adquirir) y, finalmente, nunca está de más aplicar una capa de cera protectora, que dará un resultado más brillante y además protegerá la pintura. 

En cuando a la bayeta con la que procedamos a la limpieza, la norma de oro es no usar nunca (repetimos, nunca) el trapo con el que se hayan limpiado anteriormente las ruedas. La suciedad, el aceite y otras partículas estropearán la pintura de nuestro coche. 

Por último, habrá que tener cuidado al escoger el material. El más idóneo es la microfibra o una gamuza de tejido suave, sobre todo para el secado, y desde el RACE apuntan en un guante de lana de cordero para el lavado y enjabonado. Se puede sustituir por un tejido similar, siempre que no sea abrasivo. 

Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual. Asimismo, a los efectos establecidos en el artículo 33.1 de Ley de Propiedad Intelectual, la empresa hace constar la correspondiente reserva de derechos, por sí y por medio de sus redactores o autores.